90.1 Malvinas Argentinas
1 / 2

Científicos argentinos investigan la cura del cáncer a través de una vacuna

destacada

Tres equipos de del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) y Cáncer con Ciencia, de la Fundación Sales, trabajan en torno a la inmunoterapia para la cura del cáncer a través de una vacuna, en nuevas terapias para el cáncer de mama y en el estudio del rol de una proteína, informó el Conicet.

Uno de estos avances es la terapéutica Vaccimel, que “demostró activar una fuerte respuesta inmune contra el melanoma”, luego de décadas de investigación, sostuvo el doctor José Mordoh, líder del equipo de científicos.

La obtuvo la aprobación de la Nacional de Medicamentos, Alimentos y Médica (Anmat) para comenzar la última etapa del ensayo clínico, y se espera que para fin de este año ya esté disponible para tratar el melanoma, el más grave cáncer de piel.

“Lo interesante del estudio es que también pudimos determinar que el tratamiento con Vaccimel es compatible con los llamados ‘inhibidores de los puntos de inmunológico’, un tipo de inmunoterapia que en los últimos años ha probado mejorar enormemente las perspectivas de estos pacientes”, señaló Mordoh.

Y agregó que “la combinación de ambos tratamientos es segura y potenciaría la respuesta inmune contra este agresivo tumor de la piel”.

De esta forma, los resultados mostraron que los pacientes tratados con Vaccimel recayeron a los 96 meses, mientras que el 50% de los pacientes tratados con interferón (una sustancia natural que ayuda al sistema inmunitario a combatir el cáncer) lo hicieron a los 13 meses, al tiempo que la inhibió la metástasis del tumor a otros órganos.

Más estudios

Otro equipo de investigación, dirigido por el doctor Gabriel Rabinovich, gira en torno al estudio de la Galectina-1, una proteína que se encuentra en un gran número de tumores, entre ellos el melanoma, cáncer de pulmón y cáncer de mama, y es la responsable de evadir el ataque a la enfermedad a partir del propio sistema inmunológico.

Este permitirá, en el mediano plazo, profundizar “la incorporación de nuevas herramientas para que el sistema inmune se active en enfermedades en las que su acción está reducida, tales como el cáncer y otras”, explicó Rabinovich.

A su vez, añadió que también se analiza la producción de anticuerpos “para bloquear las moléculas que inhiben al sistema inmune, para que se active y combata los tumores”.

Finalmente, el tercer equipo de investigación estudia el comportamiento de la hormona progesterona y su implicancia en algunos tipos de cáncer de mama.

La líder de la investigación, la doctora Claudia Lanari, postuló por primera vez en el que la progesterona podía producir cáncer de mama, cuando se creía que sólo la hormona estrógeno lo generaba.

Con el estudio clínico en marcha, el equipo se prepara para evaluar el efecto terapéutico de un antiprogestágeno sobre un grupo seleccionado de pacientes con cáncer de mama.

Frente a este avance, será posible desarrollar “métodos de diagnóstico que ayuden a elegir a las pacientes que respondan a este tratamiento”, concluyó Lanari.

Etiquetas: