90.1 Malvinas Argentinas
1 / 2

El padre de Fernando Báez Sosa espera el juicio “para tener un poquito de paz”

destacada

El hombre expresó que espera que el inicio del debate sea en los primeros meses del próximo año y deseó que no se alargue la fecha.
Silvino Báez, el papá de Fernando Báez Sosa, aseguró que junto a su esposa Graciela esperaban la elevación a juicio oral de la causa por el crimen de su hijo, ya que eso los acerca a que se haga justicia y a tener “un poquito de paz”.
Además, el padre de Fernando volvió a pedir “prisión perpetua para los asesinos”, al tiempo que consideró que “los diez rugbiers” inicialmente acusados “son culpables”, a pesar de que la fiscalía solicitó el sobreseimiento de dos de ellos.
“Estábamos esperando, ahora tenemos que saber cuándo tendríamos el turno para el juicio. Esto es el principio. Va a ser un proceso largo porque son muchos imputados”, dijo Silvino en diálogo con Télam.
El hombre, que se enteró por esta agencia de la elevación a juicio solicitada por la fiscal Verónica Zamboni, expresó que espera que el inicio del debate sea en los primeros meses del próximo año y deseó que no se alargue la fecha.
“Estamos más cerca de que se haga justicia, cuando pase esto esperamos tener un poquito de paz y seguir el duelo con Graciela”, sostuvo.“Estamos más cerca de que se haga justicia, cuando pase esto esperamos tener un poquito de paz y seguir el duelo””Silvino Báez
En tanto, en diálogo con el canal TN, Silvino agregó que para él “los 10 rugbiers son culpables” y recordó que la fiscal Zamboni les comunicó que no tenía pruebas para involucrar a Alejo Milanesi, Juan Pedro Guarino y a Tomas Collazo, conocido como el “sospechoso número 11”.
“Después de la pericia del video (Zamboni) nos dijo que no se veían en ese lugar a dos imputados”, aseguró, y agregó: “La fiscal recaudó muchas pruebas, estamos conformes que en diez meses se está viendo todo lo que investigó”.
El papá de Fernando expresó que si bien hay muchos momentos en los que junto a su esposa se sienten solos, agradeció el acompañamiento de la gente.
“Nos cuesta emocionalmente, nos cuesta la felicidad, perdimos las ganas de vivir. Estamos arruinados para toda la vida”, relató.
Silvino afirmó que tanto él como su mujer siguen “luchando y pidiendo justicia por Fernando” y que esperan “prisión perpetua para los asesinos”.
“Que se queden en la cárcel va a ser un poquito de consuelo para nosotros”, sostuvo.
“No podemos creer que los asesinos tengan la misma edad que mi hijo. Fueron a matar y a destruirlo”, expresó.
Por último, mañana, cuando se cumplan 10 meses del asesinato de su hijo, Silvino y Graciela irán juntos al cementerio de la Chacarita para dejar una flor en la tumba de Fernando.

Etiquetas: