1 / 2

Ucrania y Rusia libraron en Donetsk los choques “más sangrientos”

destacada

Los combates entre las fuerzas ucranianas y rusas en las ciudades de Soledar y Bajmut, ambas en la oriental de Donetsk, son los “más sangrientos” desde el inicio de la invasión, aseguró este miércoles Kiev, en medio de versiones encontradas sobre la situación en la primera de las localidades.

“Todo lo que está sucediendo en Soledar y Bajmut es el escenario más sangriento de esta guerra”, dijo Mijail Podoliak, consejero de la presidencia ucraniana, citado por la agencia de noticias AFP.

Pocas horas antes, el grupo paramilitar ruso Wagner informó que ya controla Soledar, la estratégica ciudad ucraniana, una versión que fue directamente desmentida por Ucrania y relativizada por Moscú.

“Las unidades de Wagner tomaron el de todo el territorio de Soledar”, dijo Yevgueny Prigozhin, jefe del grupo paramilitar, a través de su servicio de prensa en redes sociales, y agregó que persistían combates en el centro de la localidad.

De inmediato, Kiev desmintió de modo tajante la , mientras Moscú pidió “no apresurarse” a declarar una victoria en esa localidad.

El grupo Wagner es una organización paramilitar de origen ruso que se hizo conocida durante la llamada Guerra del Donbass, entre 2014 y 2015, donde brindaron apoyo a las fuerzas separatistas de Lugansk y Donetsk, además de varios conflictos alrededor del mundo, incluyendo las guerras civiles de Siria, Libia, Centroáfrica y Mali

Las tropas de Rusia llevan varias semanas intentando conquistar Soledar, una ciudad de la región de Donetsk.

La localidad, antaño conocida por sus minas de sal, está situada cerca de la ciudad de Bajmut, que las tropas rusas intentan controlar desde hace meses.

Una eventual conquista rusa de Soledar significaría una simbólica victoria militar para Moscú, después de varios reveses en el terreno de combate desde septiembre.

“No hay que apresurarse. Esperemos las declaraciones oficiales”, dijo a la prensa el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, pero añadió que había “una dinámica positiva en el avance” de las fuerzas rusas.

Prigozhin publicó una imagen de sí mismo en uniforme militar junto a mercenarios de Wagner, aunque no precisó el lugar donde fue tomada.

La agencia estatal rusa RIA Novosti publicó otra fotografía del empresario con hombres armados y dijo que se había tomado en las minas de sal de Soledar, pero el ejército ucraniano desmintió inmediatamente estas informaciones y aseguró que la ciudad “era, es y siempre será ucraniana”.

“No es cierto” que Prigozhin se encuentre en el interior de las minas de sal, añadió Kiev.

Según Prigozhin el ataque sobre Soledar fue ejecutado “exclusivamente” por unidades de esa fuerza paramilitar, cuya influencia fue aumentando desde el inicio de la ofensiva rusa en Ucrania en febrero de 2022.

El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, había indicado esta semana que sus tropas resistían a los “asaltos violentos” en Soledar.

“Todo está completamente destruido (…) Soledar está cubierta de cuerpos de los invasores y lleva las cicatrices de las explosiones”, dijo el líder ucraniano.

En un video divulgado en la noche del martes, el mandatario dio cuenta de una “situación difícil” en la región de Donetsk, sin mencionar Soledar.

El Ministerio de Defensa británico afirmó el pasado martes que el ejército ruso y unidades Wagner habían efectuado “avances tácticos” en Soledar en los últimos cuatro días y buscaban “muy probablemente rodear Bajmut desde el norte” y “perturbar las líneas de comunicación ucranianas”.

Etiquetas: