90.1 Malvinas Argentinas
1 / 2

Un recorrido por el backstage de “¡FA!”, la tertulia en casa de Mex Urtizberea

destacada

El actor, músico y presentador Mex Urtizberea estrenó ayer en streaming el tercer envío de “¡FA!”, el ciclo de música en vivo y charlas que organiza en su casa, y que en esta oportunidad estuvo dedicado a los escritores y los libros y contó con la presencia de Rubén Rada, Lula Bertoldi, Claudia Piñeiro, Reynaldo Sietecase y Guillermo Saccomanno, entre otros.

El episodio, que se grabó el pasado 14 de junio, contó con Télam como testigo. Ese día, a las 19.30, la tarde otoñal parecía apagarse con la normalidad de siempre: atiborrados de gente regresando a sus casas, haciendo las compras de la cena en los supermercados del barrio y no mucho más. A una cuadra de Plaza Irlanda, en el barrio porteño de Caballito, todo tenía la impronta de un martes cualquiera.

Excepto, detrás de un portón despintado: “Siéntanse como en la casa de Mex”, dijo a modo de bienvenida alguien llamado Rubén que, luego de chequear nombre y apellido en una extensa lista, habilitaba el paso a quienes iban llegando.

Ingresar a la casa de Mex Urtizberea fue como traspasar un portal: en el living-comedor-cocina de ese peache remodelado de techos altos y pisos de madera, el periodista Reynaldo Sietecase conversaba con el escritor Guillermo Saccomano, el psicoanalista y escritor Gabriel Rolón llegaba con su pareja, la también escritora y psicoanalista, Cynthia Wila; el músico uruguayo Rubén Rada saludaba con un beso a todos los presentes, la pareja de músicos Nicolás Sorín y Lula Bertoldi iban detrás de sus dos hijos que correteaban por ahí y las actrices Julieta Ortega y Julieta Cardinali conversaban animadamente en un sillón.

Minutos después llegaron la periodista y escritora María O´Donnell junto a la escritora Claudia Piñeiro, el hasta hace poco director editorial para el Cono Sur del Grupo Planeta, Ignacio Iraola, la escritora Cecilia Fanti, la cantante Sofía Viola y los músicos Emmanuel Horvilleur y Juan Ingaramo.

Ese “patchwork” variopinto de gente tenía un único denominador común: Mex, y la invitación a participar (o ser espectadores) de la tercera edición de “¡FA!”, el ciclo de música en vivo, de charlas y reflexiones compartidas creado por el anfitrión, Fabiana Segovia, Nicolás Tolcachier y Pedro Saborido que se puede ver desde los canales de YouTube de Relatores, Radio Nacional Rock y el de la TV Pública.

El ciclo, que nació a partir de la presentación de artistas en casa de Mex al cierre de cada viernes, en el marco del programa radial “El Mañana” que emite la plataforma Relatores y sale también por Radio Nacional Rock, terminó de consolidarse el 25 de noviembre pasado cuando recibió a Andrés Ciro, Juanse, Víctor Hugo Morales, Catriel Ciavarella (Divididos), Juan Ingaramo y Miguel Rep, entre otras personalidades, para repensar la figura del “10” a un año de su muerte.

Pero, formalmente, la primera edición de “¡FA!” ocurrió en abril cuando se armó una edición especial con el eje puesto en los 40 años de la guerra de Malvinas, que reunió a Cecilia Roth, Lalo Mir, Lula Bertoldi, Lisandro Aristimuño, Felipe Pigna, Edgardo Esteban, Daniel Filmus y Tute.

El “¡FA!” de estuvo enfocado en las revoluciones y contó con la participación de Nahuel Pennisi, Estela de Carlotto, Ale Sergi, Juliana Gattas, Ale Kurz, Mel Muñiz, Gabriel Di Meglio, Daniel Santoro, Lalo Mir y Tamara Tenembaum.

El envío de junio, pensado con las excusas de los días del escritor argentino y del libro, tenía como objetivo pensar y cantar alrededor de esas temáticas.

Pero no todos los que estaban o llegaban aquel martes iban a participar delante de las cámaras: más allá del programa (o precisamente por el espíritu del programa) la invitación a pasar un rato circuló entre las conocidas de Mex con la informalidad de un encuentro amistoso.

“¿Vamos a lo de Mex? Vamos a lo de Mex”, reconoció haber pensado Lula Bertoldi cuando fue convocada por segunda vez, mientras camina con uno de sus hijos a upa por la cocina devenida en locación, regada de cables, cámaras, micrófonos e instrumentos con un equipo de gente trabajando para que todo se vea y escuche bien.

Mientras, un Mex vestido de saco cuadrillé y polera naranja zigzagueaba entre los presentes preguntando: “¿todo bien?”, “¿quieren vino?”, “¿necesitan algo?”.

Alrededor de las 20 comenzó a organizarse la larga mesa de madera del comedor, escenario de la primera parte del programa, donde algunos de los invitados conversaron sobre la temática de la jornada mientras a su alrededor algunos comían un choripán o bebían vino o correteaban niños.

La charla, que se extendió durante una hora entre Claudia Piñeiro, Guillermo Saccomanno, Reynaldo Sietecase, Cecilia Fanti, Nacho Iraola, Rubén Rada y Sofìa Viola, comenzó con un disparador del anfitrión sentado en la cabecera: “Es misterioso el escritor, es alguien que trabaja en silencio, cada uno tiene sus formas, ¿por qué escriben?”.

Para Piñeiro se trata de “una pulsión” cuyo porqué aparece “a posteriori”: “En ese sentido, me gusta lo que dice Reinaldo Arena: que `escribimos para poner palabras a silencios anteriores ́”; Rolón agregó que “primero está la falta y de esa pulsión viene la búsqueda, el escritor llena eso con palabras, una falta” y Rada reconoció que “no tiene necesidad de escribir” pero que lo hace “para ponerle letra a la música”.

Saccomanno, en cambio, indicó que “uno escribe para averiguar quién es”: “No hay operación más difícil que la de entender quién es uno, especialmente en un país donde las letras están negadas a mucha gente”.

Después de una charla animada sobre la inspiración, el oficio de escribir, el vínculo con los editores, las editoriales y la importancia de los títulos (que ya se puede ver en el canal de Relatores), todos los presentes en el living comedor migraron hacia el patio para disfrutar de los chorizos y las bondiolas que crepitaban en la parrilla, la pizza que se cocinaba en una plancha, las hamburguesas veganas, y el vino y la cerveza que circulaban calentando las gargantas para lo que surgió después.

Alrededor de las 21.30, mientras los invitados devoraban el menú, la banda conformada por el propio Mex, Hernán Segret, Paco Leiva, Lulo Isod y Leonel De Francisco, ocupó sus lugares frente a los instrumentos y el show comenzó con una potente interpretación de Lula Bertoldi y Nico Sorín de “Los ejes de mi carreta” de Atahualpa Yupanqui, y una personalísima versión de Sofía Viola de “Ella ya me olvidó”, de Leonardo Favio.

Reynaldo Sietecase recitó un poema de Mario Trejo, Juan Ingaramo cantó “La Verónica” de Fito Páez y Rubén Rada cerró el encuentro con “Quién va a cantar”, un tema propio que todos acompañaron sabiéndose privilegiados de haber formado parte de un ritual.

Etiquetas: